Marena y URACCAN entregan alimentos a monos congos afectados por los dos huracanes en Siuna 
Estos primates también son conocidos como monos aulladores y les gusta vivir en manadas de hasta 50 individuos y en árboles de gran altitud. 

Las especies animales quedaron desconcertadas ante la pérdida de su hábitat.


Después del paso de dos huracanes por el Caribe Norte, los animales silvestres han quedado sin hábitat y sin alimentación. Durante la tragedia, muchas imágenes compartidas por los comunicadores interculturales de URACCAN mostraron cómo muchas especies murieron, en las costas y en los bosques. Sin embargo, algunos luchan todavía por sobrevivir. Por ello, esta casa de estudios superiores interculturales y el Ministerio del Ambiente y los Recursos Naturales (Marena) llevaron alimentos a doce monos congo que quedaron sobreviviendo en el único árbol gigante que quedó en pie en la comunidad Ojo de Agua, en Siuna.


Saúl Castillo, delegado del Marena en el Caribe Norte, en articulación con URACCAN y el diputado Enrique Urbina, que donó bananos, se dispusieron a atender a la colonia de monos congos, comunidad señalada, la cual queda a 30 kilómetros de Siuna. Desde que todo su entorno fue destruido, no tienen hábitat ni alimentación.


El delegado del Marena aseguró que, por orientaciones del Gobierno Central, se han dado a la tarea de dar seguimiento al comportamiento de la fauna en el territorio y articulados con instituciones como URACCAN trabajan en concientizar a los productores de la región para que protejan a los animales que sobrevivieron.


“Nos hemos encontrado con una diversidad de fauna en estado crítico; hemos encontrado loras, tucanes, incluso encontramos un tapir (danto) en la comunidad de Mongallo, algo que fue sorprendente, en el patio de una casa, gracias a Dios se logró que se devolviera al tapir a su hábitat”, relató Castillo. Hoy, también con el apoyo de la reserva silvestre privada Altamira, se logró llevar alimentos a estos animales.


Luis Herrera Siles, de URACCAN, informó que desde las primeras horas se coordinó con el diputado Enrique Urbina y se logró tener alimentos para llevarles a los monos congos, que tienen más de 20 días de estar sobreviviendo en el mismo sitio. Además, hizo un llamado a la población a proteger a los animales que andan desconcertadas por la pérdida de su hábitat y ahora solo queda cuidar la biodiversidad, que es responsabilidad de todos.

Publicado:
Escrito por
José Garth Medina